El “Príncipe Azul” de Dayra Lambis



En la celebración del Día de las Madres, muerde aqui presenta a la hermosa Dayra Lambis junto a su primer hijo Serafín, en una entrevista reveladora, llena de ternura y del sentimiento puro y sublime, que solo una madre experimenta cuando trae al mundo a un hijo. ¡Feliz Día! y miles de bendiciones a todas esas mujeres, bellas, aguerridas y privilegiadas por Dios


La hermosa Dayra Lambis es hoy por hoy uno de los emblemas femeninos más representativos en el medio artístico local, en el cual, luego de haber participado como bailarina de programas televisivos, irrumpe en el modelaje y posteriormente en el Miss Venezuela, donde su clasificación en la edición 1998, con la banda de Miss Península Guajira, le dio el pase a representarnos en concursos de belleza internacionales, logrando el sitial de virreina en el evento Reina Sudamericana en Bolivia, y además ganadora del Reinado Internacional del Café -1999- en Colombia. Luego de su etapa de miss se convirtió en  la “Chica del tiempo” y narradora de noticias en Venevisión, para luego debutar en las lides la animación, participando en programas como “Bailando con las estrellas”, “Bailando con los gorditos” y el Kino Táchira, entre otros.  En el año 2006 le dio un vuelco a su imagen y se convirtió en una de las afamadas “Chicas del Oso”, así como paralelamente irrumpió también con notorio éxito como actriz en piezas teatrales y producciones dramáticas. 

La maternidad
--¿Cómo tomaste la noticia de tu maternidad? 
--Ha sido el momento más feliz de mi vida. Decidimos buscar a nuestro bebé y a la primera quedamos embarazados, fue y ha sido una bendición de Dios sin duda.
--¿Esperabas o deseabas niña o niño? 
-Yo juraba que tendría niña y se iba a llamar Lara Mazparrote, hasta le creé una cuenta de correo en instagram (risas). Soñé con ella… tal vez sea la próxima. 
Cuando vi el eco de su sexo pensé había una equivocación -risas- pero no, gracias a Dios tengo ahora a mí Príncipe Azul, Serafín Mazparrote Lambis.

Un nombre insigne…
El nombre y apellido de su primogénito nos recuerda a aquel autor de los libros de biología, estudios de la naturaleza y ciencias de la salud que muchos utilizamos en bachillerato. 


Y la razón es más que obvia y sencilla. Ella está casada con el hijo de ese ilustre personaje y por homenaje a su famoso abuelo, el simpático y vivaz bebé lleva su mismo nombre, a pesar que el flamante esposo de Dayra se llama Javier.

Cambio 
de vida
--¿Cómo cambió tu vida la llegada de Serafín?
--Un cambio radical -dice de inmediato, abriendo sus bellos y expresivos ojos- todo va más lento, al ritmo y en beneficio de Serafín. Ya no corro en el carro, ya no duermo más de ocho horas diarias. Soy más previsiva con cualquier peligro inminente para él. 
También ando más susceptible, lo veo reír y se me agua el guarapo siempre.
--Sabemos que Javier ha sido un gran apoyo y colaborador en toda esta etapa de tu vida. ¿Buscan la parejita o todavía no? 
--Por ahora no, aún estamos aprendiendo un montón de cosas con Serafín. 
Quizás más adelante.

De vuelta a la TV 
--¿Tienes planes de volver a la TV?
--Ahora estoy haciendo una participación especial en la novela “Entre tu amor y mi amor” de Venevisión y otra para “Corazón Traicionado”, que produce RCTV. En las dos producciones tengo personajes cortos, espero para los próximos dramáticos que se realicen en el país lograr otra vez un personaje de mayor desarrollo dentro de una trama. Es bien sabido que por la situación del país el medio artístico ha dejado de realizar muchas producciones, pero no pierdo la fe de que pronto todo esto va a cambiar y volveremos a tener el país, las oportunidades de seguir desarrollándonos personal y profesionalmente y la televisión que todos merecemos.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Víctor Cámara: “No quiero saber más nunca de Grecia Colmenares”

Alberto K se enteró por prensa que Kerly lo había “maleteado”

¿Triangulo amoroso? Carlos Guillermo Haydon pide respeto para Rosana Díaz.